No es fuerza todo lo que parece

No es fuerza todo lo que parece

Carrie Fisher, comenzó a consumir cannabis con 13 años, que sigue siendo la edad actual de inicio de consumo de sustancias como alcohol o el mismo cannabis.

Su consumo de ésta y otras sustancias se acrecentó durante el éxito de la saga Star Wars que la catapulto al estrellato hollywoodiense y de ahí, fue en progresión.

Ella misma fue quien reveló, en diversos libros que ha publicado, su consumo de marihuna a los 13 años y más tarde, alcohol, cocaína y LSD .

Con 29 años, fue diagnosticada de trastorno bipolar, enfermedad que también padeció su padre.

Cada vez se asocia menos el consumo de drogas exclusivamente a los colectivos desfavorecidos y se conocen más casos de famosos/as del mundo del cine, moda o deporte que las consumen, pero, el error suele ser justificar estos consumos aludiendo argumentos tales como que la fama afecta la psique de estos famosos o que su estilo de vida elitista les lleva a consumir drogas que también tienen esa fama, como la cocaína.

Las drogas, devastan la vida de cualquier persona que consume y desarrolla la enfermedad de adicción, no entiende de clases sociales, cultura, sexo, edad o nivel económico y el final de quien no para y se pone en recuperación, suele ser el de la princesa Leia, a quien la fuerza, no ha impedido que cayera en el lado oscuro.

#noteconsumas

Sin comentarios

Escribe un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies